Argumento: qué es, estructura, tipos y ejemplos

¿Qué es un argumento?

Un argumento es un razonamiento que se utiliza para demostrar o probar que lo que se dice o confirma es cierto, o para persuadir al otro de algo que afirmamos o negamos. La palabra proviene del latín. Argumento.

La discusión siempre trata de convencer a la otra persona de la verdad de lo que estamos diciendo. Por ello, para ser persuasivos, debemos asegurarnos de que nuestro argumento sea coherente, sólido y libre de contradicciones que puedan afectar su credibilidad. Por eso se dice que un buen argumento debe estar siempre blindado, es decir, sin puntos débiles, para poder contrarrestar respuestas y refutaciones.

Un argumento se utiliza para sustentar un punto de vista en un texto, debate, investigación, intercambio de ideas en una conversación o para formular hipótesis que explican fenómenos o eventos. Discutir también forma parte de nuestra vida cotidiana. Cada vez que defendemos nuestra visión del mundo y nuestras elecciones, usamos diferentes tipos de argumentos para apoyar nuestras ideas.

estructura de un argumento

Un argumento consta de tres componentes básicos:

  1. tesis: es una confirmación que apoya el argumento. Por ejemplo: “El consumo excesivo de azúcar es perjudicial para la salud”
  2. instalaciones de la empresa: son las afirmaciones que apoyan o niegan la tesis. Por ejemplo: “El azúcar se encuentra en la mayoría de los alimentos procesados ​​que comemos todos los días, por lo que tendemos a comer en exceso sin darnos cuenta. Este es un factor de riesgo para desarrollar diabetes, aumento de peso y deterioro dental».
  3. Conclusión: es la declaración que marca el final del argumento para confirmar o negar la tesis. La conclusión también puede ser válida o no válida: Por ejemplo: «El azúcar es dañina cuando se consume en exceso».

Véase también premisa

tipos de argumentos

Hay muchos tipos de argumentos. Entre los más importantes se encuentran los argumentos lógicos, los argumentos deductivos, inductivos y abductivos, y los cuatro tipos de argumentos del filósofo Anthony Weston, a saber, argumentos de autoridad, ejemplos, causas y analogía.

Los argumentos demostrativos y fácticos, por su parte, están muy extendidos en el campo científico porque se basan en datos comprobables.

razonamiento logico

Según la lógica, un argumento es el conjunto de premisas seguidas de una conclusión. En ese sentido, la conclusión sería la consecuencia lógica de las premisas, y sólo cuando se presenta de esta manera es sólida y válida y realmente convincente y persuasiva.

argumento deductivo

Un argumento deductivo es aquel cuyas premisas contienen la conclusión. El argumento deductivo propone una premisa que plantea un argumento general y de él se extrae una conclusión específica.

Un ejemplo de argumento deductivo sería el siguiente: “Todos los hombres son mortales. Juan es un hombre. Por lo tanto, Juan es mortal».

argumento inductivo

En este tipo de razonamiento, las premisas contienen ciertas propiedades que se repiten en un cierto número de sujetos, objetos o eventos que son productos de la observación directa. A partir de estas propiedades o datos comunes, se extrae una conclusión general que incluye tanto los casos observados como los no observados. En este sentido, el argumento inductivo, a diferencia del deductivo, va de lo particular a lo general.

Un ejemplo de razonamiento inductivo sería el siguiente: “El carro de Raquel es azul, el carro de Luis es azul; por eso todos los carros son azules”.

Ver también argumentos inductivos y deductivos.

argumento abductivo

Es un tipo de razonamiento cuya conclusión es una hipótesis que explica las premisas. Esta forma de razonamiento permite obtener nuevos conocimientos, pero dado que es una hipótesis, la conclusión puede ser probable pero no verificada.

Un ejemplo de argumento abductivo sería: “El niño está corriendo hacia la parada del autobús. Probablemente llegue tarde al trabajo».

Ver también Argumento abductivo

argumento de autoridad

Se denomina argumento de autoridad a aquel que basa sus razones en el prestigio de otra persona o institución considerada como autoridad en la materia. En este sentido, el argumento usa sus palabras y se usa sin recurrir a ningún otro hecho o razón para apoyarlo.

Un ejemplo de un argumento relevante sería “Según el Banco Mundial, la pobreza extrema mundial aumentó en 2020 debido a la pandemia”.

argumento de instancia

Las premisas de este tipo de argumento se basan en ejemplos. Se entiende que cuantos más ejemplos se describan para apoyar la idea, más fuerte será. Para que esto sea cierto, es necesario que los ejemplos dados sean verdaderos y puedan ser verificados.

Un ejemplo sería: “África es el continente con mayor inflación. Zimbabue tiene una inflación del 161 %, Sudán del 50 % y Sudán del Sur del 24 %”.

argumentar de manera análoga

Se trata de tomar dos situaciones y compararlas para extraer elementos comunes que permitan sacar una conclusión probable. También se conoce como argumento de comparación o argumento de contraste.

Un ejemplo puede ser: “Mi abuelo y mi padre eran excelentes cocineros. Así que yo también…